¡Bienvenidos! ¡Bienvenue! ¡Bem-vindo! ¡Benvingut! ¡Benvenuto! ¡Welcome! ¡Willkommen! ¡Välkommen! ¡Shalom! ¡Marhaba!
Deseamos que nos visiten frecuentemente, pues pensamos mantener un intercambio activo que ilustre y disfruten, así como ir añadiendo servicios que sean de su agrado y provecho. Pueden también suscribirse para recibir en su email el contenido del blog Masonería para Todos. ¡Bienvenidos!

jueves, 29 de noviembre de 2007

LA TRAMA MASONICA



GIJÓN/VALLADOLID, 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un sacerdote de Burgos, Manuel Guerra Gómez, presenta hoy, a las 19.30 horas, en la biblioteca pública de Gijón, el libro "La Trama masónica", en el que lleva trabajando más de diez años, según informaron a Europa Press fuentes del arzobispado de Oviedo.

Manuel Guerra Gómez nació en 1931 y toda su vida se ha dedicado a la docencia en la Universidad de Burgos, también en la de Navarra, y actualmente está jubilado como profesor universitario, pero sigue dedicándose a la investigación histórica de las religiones y de la masonería.

Doctor en Filología Clásica (Salamanca) y en Teología Patrística. Institutum Patristicum
Augustinianum (Roma). Profesor en el Seminario Menor de Burgos (1959-1967). Catedrático de Griego Bíblico en la Facultad de Teología del Norte de España, Sede de Burgos desde su fundación (curso 1967-68) hasta la jubilación (2000-2001).

Profesor de Patrología, de Latín cristiano e Historia de las Religiones en la misma Sede. Profesor de Historia de las Religiones en la Universidad de Navarra y en el Seminario Metropolitano de Toledo desde 1976 hasta su jubilación. Miembro de la Real Academia de Doctores de España, sección Teología (13.12.2003) .

Manuel Guerra, en este libro, pone a disposición del lector aspectos poco conocidos de la historia de la masonería al tiempo que desenmascara el trasfondo oculto de la masonería visible e invisible.

La novedad de este libro ha sido estudiar las relaciones de la masonería con las nuevas formas de paganismo y del satanismo que campean en nuestra sociedad. Sin olvidarse del esoterismo y de los movimientos ocultistas contemporáneos que tanto influyen en nuestra juventud y en las iglesias "llamadas nacionales".

El libro del doctor Guerra es un estudio que facilita al lector el conocimiento de la masonería desde dentro de ella misma a través de sus documentos internos y de la información que maneja esta activa organización secreta.

Fuente: www.europapress. es - 27/11/2007


4 comentarios:

Javier A. (Costa Rica) dijo...

Vaya, parece que para ser alguien tan instruido es, aun así, alguien muy prejuiciado por su dogma particular. Evidentemente no sabe de lo que habla pues, si pretende meter masonería y satanismo en el mismo paquete, está totalmente desorientado.

Manuel Alvarez dijo...

Desde España, y perdón por la expresión, el Sr. Guerra en la más pura tradición Taxil lo mezcla todo, no sabe de nada, creo que intencionadamente, y al final el libro parece una película de terror absurdo. Rídiculo.
Manuel M.:M.: //www.diezacacias.blogspot.com

Anónimo dijo...

Pepe Rodríguez defendió a Vida Sana judicialmente, la sectilla de New Age del criminal serbio Karadzic

El criminal serbio Karadzic constaba como miembro de la revista Vida Sana ligada a la secta Vida Sana de New Age, la cual fue defendida por el español Pepe Rodríguez, en un juicio en el que se pretendía demostrar que Vida Sana, no era un secta.
El juicio se lo ganó por goleada el teólogo español Manuel Guerra Gómez, que así les citaba en sus libros, y Gómez no tuvo que pagar ni un duro a la secta defendida por Rodríguez, saliendo éste del juzgado con el rabo entre las piernas como en tantas y tantas ocasiones precedentes.
Dicen que intentar salir en los medios por vía de juicios, que intentar poner el careto a través de los juzgados, tiene estas cosas, y don Pepe o Pepito parece no aprender a fuerza de derrotas.
Y es que Rodríguez ha sido detenido y puesto en libertad pagando monumentales fianzas en más una ocasión (ejemplo caso secta CEIS) y ha perdido no pocos juicios contra particulares y sectas. Un ejemplo es el de la secta Vida Sana, otro el de las sectas CEIS o Cienciología, otro el del empresario español Julio Ariza, y así hasta trescientos mil. Manuel Guerra le dió la estocada definitiva a este peculiar desquiciado de aspecto desaliñado y progre, muy cobarde en el cuerpo a cuerpo y valiente en las distancias y bajo protección sociata.
Lo más lamentable del caso es que el colérico y agresivo Rodríguez no estuvo conforme con el veredicto judicial, nunca los asume bien, y denunció en su web que Guerra manipulaba, con un rosario de insultos propios de un mentecado adolescente marginal. Hace años en otro arranque de agresividad, que podría ser debido a un trastorno bipolar y una más que probable paranoia, denunció a una larga lista de jueces por según él prevalicar al perder el enésimo juicio. En fin...
Este desquiciado no ha tenido bastante y ha insistido en su web de salasa rosa periodistica sobre las bondades de la secta Vida Sana, y las maldades del pobre Manuel Guerra.
Estas explicaciones son sólo la punta del iceberg de la "gran" fiabilidad de este sujetillo, de sus pseudoinvestigaciones y de su estado psicológico, también de su EMAAPS (un equipillo de presuntos expertos que le asesonra), aunque él se proclame doctor del mundo mundial, entre las risas de los psicólogos que estudian el fenómeno sectario, y no se cuantas titulaciones más.
Pueden ver la defensa de Vida Sana del expertillo Pepe Rodríguez, pseudónimo del incalificable José Rodríguez Bonfill:
http://www.pepe-rodriguez.com/Masoneria/Moon/Manuel_Guerra.htm

Ricardo H.

Anónimo dijo...

El señor Guerra sabe muy bien de qué habla, y no los ignorantes que lo critican por ser sacerdote. Precisamente su condición de tal es lo que le da mayor crédito y rigor a su tesis. Cualquiera que haya investigado un poco sabe que la masonería es una secta luciferina que rinde culto a Lucifer, pues le consideran "portador de luz", y es precisamente la masonería la plataforma ideológica que esta "preparando" el camino para la venida del "AntiCristo" (el emerger de Maitreya, según la revista virtual "Share Internacional" (véase). El N.T. dice que "el número de idiotas es infinito" y entre ellos se encuentran todos aquellos que desprecian a una persona por el mero hecho de pertenecer precisamente a la única Institución respetable que queda en el mundo: la Iglesia Católica. No me cabe duda que las críticas vienen siempre desde la Izquierda, necia, ignorante y cretinoide, que tenemos en este desgraciado país, manipulado por los roji-masones y votados por los imbéciles.

Bubble Wrap